miércoles, 14 de enero de 2009

¿me hago mayor?

ayer fue un dia extraño
¿puede haber dias extraños?
pues si, comí en mi trabajo, cosa que hago 10 dias al mes,por lo que comer no es lo raro.
no, comi con mi ex-gerente
si, ahora es otro currito como yo
en otro tiempo(hace años ya) practicamente solo le hubiera dicho hola y adios
ahora, quedan un poco lejos las "artes y practicas"que se ejercen cuando eres jefe.
¿maltratado?definitivamente sí
pero a otros mucho más que a mí.
yo me acuerdo de las jugadas y pirulas que me hizo(nunca habia escrito antes hizo)
y ahora, 7 u 8 años despues, me siento con él a comer, como con un amigo,
con una cerve y una botella de vino se olvidan penurias pasadas
se habla de otras cosas
el trabajo "ahora"es secundario
por un rato se me olvida que me puteó de mala manera durante un año y medio, aparte de otras muchas cosas que no se deben contar(por suerte ya se las eché en cara hace un tiempo y no rechistó)
en fin, que ya no se me agria la comida 
ah, por cierto, comimos muy bien
se llama El Molino, creo.está saliendo de Sangonera la Seca(pasado El Pereton y El Pancho),dejad que Antonio os ponga la carne que mejor tenga
buen provecho

4 comentarios:

color dijo...

Hola Alfonso, soy Eva(cromática).Gracias por tu comentario en mi blog y bienvenido.No se por qué pensaba que con la entrada que he hecho en mi blog, me iban a llover ostias por todas partes,pero me alegra comprobar que el primer comentario no ha sido así. Respecto a tu ¿me hago mayor?, piensa que lo difícil son los primeros 40 años, después todo es un éxito.Saludos.

Clares dijo...

Inevitablemente, Alfonso, inevitablemente, pero también felizmente. Si no te haces mayor, mala cosa. Y es verdad, cuando te vas haciendo mayor, hasta puedes sentarte a comer y hablar con cualquiera. Se olvida lo malo, se saca lo bueno, aunque sea el simple hecho de que es una persona. En fin, como mi madre vive por la zona, lo mismo me encuentro cualquier día comiendo en ese sitio, que me imagino que también tendrá ricas verduras.

supersalvajuan dijo...

Pues espérate que ya llegan los veintantos de enero. Y ahí, entre el 23 y el 27, te vas a hacer aún más mayor. Un poquito más.

eme dijo...

Parece que cuando las cosas se dicen es como quitarse un peso de encima. A partir de ahí, cambia la perspectiva.Aún así, olvidar parece imposible o tal vez no.